Buscando
Por favor espere

Sitios increíbles para ir de picnic

picnic La Herrería
1 StarKid2 StarKids3 StarKids4 StarKids5 StarKids (19 votos, promedio: 4,53 Starkids de 5) Dé su VALORACIÓN
Cargando…

Una de las cosas más evocadoras de la infancia suele ser recordar los días en familia en el campo, lo que ahora llamamos picnic. Vienen a la memoria los partidillos de fútbol en un prado, un chapuzón en un río o en un lago y, por supuesto, hasta se puede llegar a saborear la clásica tortilla de patatas –obligatoria-, los pimientos verdes fritos y los filetes empanados. Tampoco podía faltar una buena nevera donde tenía que haber un melón, albaricoques o melocotones bien fresquitos.

Y aunque ya es menos habitual pasar un día de campo con los niños, culpa quizás de la voracidad inmobiliaria tanto en los extrarradios de nuestras ciudades como en los pueblos cercanos, lo cierto es que es algo enormemente satisfactorio y divertido para todos. Eso sí, antes, ahora y mañana, siempre habrá que pagar el tributo de los atascos de vuelta.

Pero no nos desanimemos. A pesar de que cada vez hay menos sitios y esto supone que los que existen estarán muy concurridos, todavía quedan muy buenas opciones tanto en la ciudad como un poco más lejos.

Los lugares más desconocidos de Madrid

 

picnic parque de las 7 tetasDentro de la capital hay una buena oferta para ir de picnic, como es el caso del parque conocido como de Las siete tetas, Cerro del Tío Pío, situado en el barrio de Vallecas. Desde allí encontrarás unas magníficas vistas de la ciudad incluyendo las torres del Real Madrid, la catedral o el Pirulí. Podrás cobijarte a la sombra debajo de los pinos y de las acacias. Tiene además un kiosko, zona de juego para niños y grandes espacios de césped.

En el Campo de las Naciones hay otra muy buena opción, el parque Juan Carlos I, que cuenta con un gran olivar, un lago y un río donde se puede practicar el piragüismo o incluso pescar. También hay tirolina, pista de patinaje, o servicio de alquiler de bicis.

picnic parque quinta molinosEl Parque Quinta de los Molinos es un parque poco conocido de Madrid, a la altura del final de la calle Alcalá. Es un sitio precioso de uso público con grandes extensiones de arbolado (almendros, pinos y eucaliptos), que dispone de edificios declarados de alto interés y que nació en torno a un palacete (1925). Posteriormente se crearía la Casa del Reloj.

El parque está dividido en dos zonas claramente diferenciadas: la zona norte con estilo romántico paisajista y la zona sur de carácter agrícola.

A unos 20 km de Madrid, en el llamado Parque del Sureste, se encuentra la preciosa Laguna del Campillo. Es accesible en coche aunque desde Rivas Vaciamadrid es muy fácil llegar a la entrada y dar un magnífico paseo por la rivera del río Jarama. Allí se puede pescar, ir en bici y, por supuesto, pasar un día de picnic en su merendero.

Día de campo en la sierra

Pero si tenemos la logística necesaria (nevera, mesa, sillas, etc.) puede merecer la pena coger el coche y aventurarse en algunos de los magníficos sitios de la Sierra de Guadarrama.

picnic boca del asnoEs el caso del área recreativa Boca del Asno, situado junto al río Eresma en los Montes de Valsaín, declarados por la Unesco Reserva de la Biosfera, en el Parque Nacional Sierra de Guadarrama, con acceso desde el Puerto de Navacerrada. El área cuenta con zonas de juego para los niños y mesas para disfrutar de un día de campo o realizar rutas de senderismo, recorriendo el curso del río, bañándose en sus pozas o disfrutando de la magnífica vegetación y de la fauna de la zona. Además, la Boca del Asno es coto de pesca en donde se capturan truchas de apreciado sabor.

Al Bosque de la Herrería se accede desde los municipios de San Lorenzo de El Escorial y Villa de El Escorial. También desde la carretera M-505 que une Galapagar con Ávila pasando el puerto de la Cruz Verde. Existen paseos y sendas ecológicas dotadas de cartelería informativa y didáctica, mobiliario rústico y aparcamientos. Una de las sendas posee un tramo adaptado a personas discapacitadas y a lo largo de las sendas repartidas por el bosque encontraremos varias fuentes históricas.

En el bosque hay gran cantidad de castaños, robles, fresnos y grandes rocas. Hay numerosas especies de pájaros. Al poco tiempo de iniciar el camino encontraremos unas preciosas vistas del Monasterio de El Escorial y del Monte Abantos y al llegar arriba, hay una enorme peña conocida cómo la Silla de Felipe II, con unas escalerillas para acceder a lo alto. Hay una cafetería y zona de mesas para hacer picnic.

Otra zona para pasar un día de campo es Buitrago de Lozoya y de su entorno natural. Hay numerosas sendas y una piscina natural (Riosequillo). Eso sí, la afluencia de gente es grande y, si no se madruga, es difícil encontrar una mesa. Es preferible, para no correr riesgos, llevarlas de casa y agenciarse una buena sombra entre sus numerosos árboles. Aunque este no es el plan de un verdadero picnic, para los más sibaritas hay un restaurante con menús para adultos y niños a un precio razonable.

picnic puente romanoAunque se le conoce popularmente como Puente Romano (Valmaqueda), no hay consenso a la hora de datar la construcción de este puente. También es conocido como Puente Mocha y como puente de los cinco ojos, aunque solo tenga cuatro. Situado en Valmaqueda, un pueblo de la provincia de Madrid limítrofe con Ávila, es un lugar fantástico para ir de picnic. Cerca del puente hay un parking y un camino que nos encauza hasta el río -junto al puente-, donde hay muchas mesas para comer. Es una zona muy tranquila y con un río que no es peligroso ya que apenas cubre.

Los sitios clásicos

Pero si no queréis salir de la ciudad están los sitios clásicos para pasar el domingo, los de toda la vida y que no por ello dejan de ser un enorme lujazo para Madrid: El Retiro, la Casa de Campo, el Templo de Debod y el Parque del Oeste, y la nueva zona de Madrid Río. La gran ventaja es que si llevamos poca intendencia podemos ir tranquilamente en metro.

El equipamiento es básico

Para pasar un buen domingo de campo en familia es fundamental contar con un equipamiento apropiado. lo primero de todo es una buena cesta de picnic, con tarteras, platos, vasos de plásticos, termos y, por supuesto, un buen mantel de cuadros. Si somos muy comodones o queremos situarnos donde nos apetezca, una  mesa y sillas de camping son muy apropiadas. Una buena nevera donde llevar las bebidas frías, fruta y ensalada también es muy conveniente. Y para reposar un rato después de un día activo (se supone) es imprescindible una manta donde poder echar una siestecita.

¡Qué bonito es ser dominguero!

Etiqueta: , , ,

Apúntate a la Newsletter

Regístrate con

Calendario de Eventos

« mayo 2018 » loading...
L M X J V S D
1
2
3
7
8
9
10
11
14
16
17
21
22
23
24
25
28
29
30
31

Rueda de prensa inesperada

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies