Buscando
Por favor espere

Haz con ellos galletas monstruosas (y deliciosas)

galletas halloween en casa
1 StarKid2 StarKids3 StarKids4 StarKids5 StarKids (45 votos, promedio: 4,91 Starkids de 5) Dé su VALORACIÓN
Cargando…

‘Truco o trato’ es el lema con el que los peques acuden a las puertas del vecindario pidiendo caramelos o chuches la noche de Halloween, fiesta heredada –y ya asentada aquí- de Estados Unidos. En realidad se trata de una traducción libre de trick or treat; así su sonido es más parecido al original en inglés. Somos muchos a los que siempre nos ha parecido extraño. Me gusta más ‘susto o dulce’ o ‘travesura o dulce’, primero, porque corresponden a una traducción más fiel, y segundo, porque nunca entendí bien lo de ‘truco’, y dulce me gusta más que trato. Sea como sea, hemos buscado el origen de esta golosa demanda.

La fiesta de Halloween tiene más de 3.000 años de antigüedad y su origen es celta –en Estados Unidos se celebra desde 1840 gracias a los inmigrantes irlandeses-. Hace ya siglos, la noche que precedía al Día de los Muertos la gente lo pasaba muy mal ante la posible aparición de fallecidos fantasmas y, por eso, les entregaba, con miedo, lo que pedían con el propósito de que se alejasen.

Pues vamos a centrarnos en la parte dulce. Las chuches y los caramelos se entregan en las puertas a los pequeños que ‘amenazan’ con asustar. Pero muchos otros dulces protagonizan la celebración: tarta o bizcocho de zanahoria o de calabaza, pastel de chocolate con decoraciones fantasmales de nata o manzanas caramelizadas. Os damos otra opción para que los peques disfruten de galletas muy especiales con sus amigos. Pero con una condición: que las hagáis juntos.

Poned manos a la masa

Magdalenas con tela de araña

cupcakes y dulces Halloween tela araña

Otra rica idea. Poned en un bol grande 5 o 6 cucharadas de leche condensada con las mismas cucharadas de aceite de oliva virgen extra y 2 o 3 huevos batidos. Lavad un limón y rallad la piel sobre esta mezcla y batid. En otro recipiente, mezclad levadura en polvo (no más de una cucharada) y harina (140-150 g) y añadidlo a la preparación anterior. Mezclad todo y ponedlo en moldes de magdalenas (sin llegar al borde). Metedlas en el horno a 190-200º C, unos 20 minutos. Retirad del horno y dejad enfriar. Para la cobertura, poned en el vaso de la batidora una clara de huevo con azúcar. Sin dejar de batir, incorporad zumo de limón. Ya está hecho el merengue; solo que da derretir chocolate puro (70% de cacao o más) y poner cada mezcla en una manga pastelera. Adornad las magdalenas como si se tratase de una tela de araña.

Galletas Ojos desorbitados

Estas galletas son muy sencillas de hacer. Primero debéis batir mantequilla a temperatura ambiente con azúcar (doble de éste respecto a la mantequilla; por ejemplo, 160 g de azúcar y 80 de mantequilla). En el mismo bol, agregad un huevo batido (o dos pequeños, dependiendo de la cantidad que queráis hacer) y el contenido de una vaina de vainilla. Batid todo bien hasta lograr una consistencia cremosa. Tamizad harina (de 180 g a 190 g) con cacao en polvo (60 g a 70 g). Amasad todo junto, separad en bolitas y dadles forma de galleta aplastándolas con la mano. Y al horno (más o menos, un cuarto de hora) a 180º C. El toque final es poner los ojos. Pueden ser bolitas de azúcar pintadas en el centro con un pincel mojado en chocolate o esas chuches, tipo nube, que tienen ya forma de ojos.

Fantasmitas

Para estas deliciosas galletas os tenéis que hacer con moldes metálicos o de silicona con forma de fantasma (se encuentran a buen precio en muchos comercios y más en esta época). El primer paso es precalentar el horno a 170º C. En un bol grande, poned harina, azúcar y mantequilla a temperatura ambiente (seguid las cantidades de la receta anterior). Batid con varillas de mano. Cuando la mezcla esté consistente, amasadla y extendedla con un rodillo sobre una base un poco enharinada. El siguiente paso es aplicar los moldes sobre la masa y poner las galletitas sobre una bandeja de horno cubierta con papel sulfurizado. Metedlas en el horno durante un cuarto de hora.

Mientras los fantasmitas se estén horneando, debéis que preparar la cobertura. Para ello es más cómodo que compréis fondant blanco (lo venden en supermercados). Estirad el fondant con un rodillo y, con los mismos moldes que habéis utilizado para las galletas, dadles forma. Para pegar el fondant a las galletas, ya frías, podéis hacer una mezcla con unas gotas de limón, otras de agua y un poquito de azúcar. Ya solo os quedaría poner los ojitos a los fantasmas; lo podéis hacer con botoncitos de chocolate (en tiendas) o aplicando chocolate derretido con manga pastelera.

Calabacitas

halloween galletas calabacitas

La base, ingredientes y preparación de estas galletas es muy similar a la de las anteriores, pero en Halloween no pueden faltar las calabazas. Precalentad el horno a 180º C. Preparad la masa de las galletas como en la receta de los fantasmitas, pero en lugar de moldes podéis utilizar vaso (bocabajo) para hacer las calabazas. Hornead las galletas un cuarto de hora. Sacadlas del horno y dejad enfriar. Luego, proceded, como en la receta referente, a extender el fondant comprado (en esta ocasión de color naranja, o blanco extendiendo después un poco de colorante naranja). Recortadlo con el vaso al mismo tamaño que las galletas y colocad los círculos de fondant sobre ellas. Después, con un cuchillo, marcadlas haciendo líneas curvas. Los ojos se pueden hacer con fondant de chocolate, igual que la boca, marcando –con manga pastelera- unos labios en zig-zag.

Y ya solo queda disfrutar de estos terroríficos dulces. Animad a los peques para que os den las ideas decorativas.

B.C.

Etiqueta: , ,

Apúntate a la Newsletter

Regístrate con

Calendario de Eventos

« noviembre 2018 » loading...
L M X J V S D
5
12
19
26

Construcciones de Lego y el Cine